Iniciar Sesión

MISA JUEVES DE LA VIGÉSIMA TERCERA SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO 2011

Puedes instalar nuestro plugin del ciclo litúrgico en tu sitio de Blogger, Wordpress y Joomla.

La Iglesia Católica Romana, de acuerdo con el Calendario General Romano, celebra en Jueves, 2011-09-08 lo siguiente:

  • LA NATIVIDAD DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA, Fiesta 2011:

    PRIMERA LECTURA DE LA MISA

    El tiempo en que la madre de a luz

    Lectura de la profecía de Miqueas 5, 1-4a

    Así dice el Señor:
    «Pero tú, Belén de Efrata,
    pequeña entre las aldeas de Judá,
    de ti saldrá el jefe de Israel.
    Su origen es desde lo antiguo, de tiempo inmemorial.
    Los entrega hasta el tiempo en que la madre dé a luz,
    y el resto de sus hermanos retornará a los hijos de Israel.
    En pie, pastoreará con la fuerza del Señor, por el nombre glorioso del Señor, su Dios.
    Habitarán tranquilos, porque se mostrará grande hasta los confines de la tierra, y éste será nuestra paz.»
    Palabra de Dios.

    SALMO RESPONSORIAL

    Salmo responsorial Sal 12, 6ab. 6cd (R.: Is 61, 10)

    R. Desbordo de gozo con el Señor.
    Porque yo confío en tu misericordia: alegra mi corazón con tu auxilio. R.
    Y cantaré al Señor por el bien que me ha hecho. R.

    Aclamación del Evangelio

    Aleluya

    Dichosa eres, santa Virgen María, y digna de toda alabanza: de ti salió el sol de
    justicia, Cristo, nuestro Señor.

    EVANGELIO DE LA MISA

    La criatura que hay en ella viene del Espíritu Santo

    Lectura del santo evangelio según san Mateo 1, 1-16. 18-23

    Genealogía de Jesucristo, hijo de David, hijo de Abrahán.
    Abrahán engendró a Isaac, Isaac a Jacob, Jacob a Judá y a sus hermanos. Judá engendró, de Tamar, a Farés y a Zará, Farés a Esrón, Esrón a Aram, Aram a Aminadab, Aminadab a Naasón, Naasón a Salmón, Salmón engendró, de Rahab, a Booz; Booz engendró, de Rut, a Obed; Obed a Jesé, Jesé engendró a David, el rey.
    David, de la mujer de Urías, engendró a Salomón, Salomón a Roboam, Roboam a Abías, Abías a Asaf, Asaf a Josafat, Josafat a Joram, Joram a Ozías, Ozías a Joatán, Joatán a Acaz, Acaz a Ezequías, Ezequías engendró a Manasés, Manasés a Amós, Amós a Josías; Josías engendró a Jeconías y a sus hermanos, cuando el destierro de Babilonia.
    Después del destierro de Babilonia, Jeconías engendró a Salatiel, Salatiel a Zorobabel, Zorobabel a Abiud, Abiud a Eliaquín, Eliaquín a Azor, Azor a Sadoc, Sadoc a Aquim, Aquim a Eliud, Eliud a Eleazar, Eleazar a Matán, Matán a Jacob; y Jacob engendró a José, el esposo de María, de la cual nació Jesús, llamado Cristo.
    El nacimiento de Jesucristo fue de esta manera:
    María, su madre, estaba desposada con José y, antes de vivir juntos, resultó que ella esperaba un hijo por obra del Espíritu Santo.
    José, su esposo, que era justo y no quería denunciarla, decidió repudiarla en secreto. Pero, apenas había tomado esta resolución, se le apareció en sueños un ángel del Señor que le dijo:
    -«José, hijo de David, no tengas reparo en llevarte a María, tu mujer, porque la criatura que hay en ella viene del Espíritu Santo. Dará a luz un hijo, y tú le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de los pecados.»
    Todo esto sucedió para que se cumpliese lo que había dicho el Señor por el Profeta:
    «Mirad: la Virgen concebirá y dará a luz un hijo y le pondrá por nombre Emmanuel, que significa “Dios-con-nosotros”.»
    Palabra del Señor.

  • JUEVES DE LA VIGÉSIMA TERCERA SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO 2011:

    Tiempo Ordinario.

    PRIMERA LECTURA DE LA MISA

    Por encima de todo, el amor, que es el ceñidor de la unidad consumada

    Lectura de la carta del Apóstol San Pablo a los Colosenses 3, 12-17

    Hermanos: Como pueblo elegido de Dios, pueblo sacro y amado, sea vuestro
    uniforme: la misericordia entrañable, la bondad, la humildad, la dulzura, la
    comprensión.
    Sobrellevaos mutuamente y perdonaos, cuando alguno tenga quejas contra otro.
    El Señor os ha perdonado: haced vosotros lo mismo.
    Y por encima de todo esto, el amor, que es el ceñidor de la unidad consumada.
    Que la paz de Cristo actúe de árbitro en vuestro corazón: a ella habéis sido
    convocados, en un solo cuerpo.
    Y celebrad la Acción de Gracias: la Palabra de Cristo habite entre vosotros en toda
    su riqueza; enseñaos unos a otros con toda sabiduría; exhortaos mutuamente.
    Cantad a Dios, dadle gracias de corazón, con salmos, himnos y cánticos inspirados.
    Y todo lo que de palabra o de obra realicéis, sea todo en nombre de Jesús,
    ofreciendo la Acción de Gracias a Dios Padre por medio de él.

    SALMO RESPONSORIAL

    Salmo responsorial Sal 150, 1. 3-4. 5-6.

    V/. Todo ser que alienta alabe al Señor.
    R/. Todo ser que alienta alabe al Señor.
    V/. Alabad al Señor en su templo, alabadlo en su fuerte firmamento.
    Alabadlo por sus obras magníficas, alabadlo por su inmensa grandeza.
    Alabadlo tocando trompetas, alabadlo con arpas y cítaras, alabadlo con
    tambores y danzas, alabadlo con trompas y flautas. R/.
    V/. Alabadlo con platillos sonoros, alabadlo con platillos vibrantes.
    Todo ser que alienta alabe al Señor.

    EVANGELIO DE LA MISA

    Sed compasivos, como vuestro Padre es compasivo

    Lectura del santo Evangelio según San Lucas 6, 27-38

    En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: A los que me escucháis os digo: Amad
    a vuestros enemigos, haced el bien a los que os odian, bendecid a los que os
    maldicen, orad por los que os injurian.
    Al que te pegue en una mejilla, preséntale la otra; al que te quite la capa, déjale
    también la túnica.
    A quien te pide, dale; al que se lleve lo tuyo, no se lo reclames.
    Tratad a los demás como queréis que ellos os traten.
    Pues, si amáis sólo a los que os aman, ¿qué mérito tenéis? También los pecadores
    aman a los que los aman.
    Y si hacéis bien sólo a los que os hacen bien, ¿qué mérito tenéis ? También los
    pecadores lo hacen.
    Y si prestáis sólo cuando esperáis cobrar, ¿qué mérito tenéis? También los
    pecadores prestan a otros pecadores con intención de cobrárselo.
    ¡No! Amad a vuestros enemigos, haced el bien y prestad sin esperar nada: tendréis
    un gran premio y seréis hijos del Altísimo, que es bueno con los malvados y
    desagradecidos.
    Sed compasivos como vuestro Padre es compasivo; no juzguéis y no seréis
    juzgados; no condenéis y no seréis condenados; perdonad y seréis perdonados;
    dad y se os dará: os verterán una medida generosa, colmada, remecida,
    rebosante.
    La medida que uséis la usarán con vosotros.

Contenido actualizado el 2012-01-10T00:00:00Z